domingo, 21 de febrero de 2010

Día 52

Hoy tuve una clase de Yoga con mi hermano, la clase de los domingos en el parquesito. No tenía muchas ganas de ir, pero ahora agradezco haber ido.

Al inicio de cada clase buscamos una intención, una razón, un propósito para trabajar durante esa hora y media. Hoy Juan (mi hermano) llevó unas tarjetitas con propósitos diferentes de las cuales al azar debiamos de escoger una. A mi hermano le toco AMOR, a mi INTEGRIDAD y a Toña (@fangora) SABIDURIA.

La que más me llegó y de la que más compartimos fue sobre SABIDURIA, la cual decía lo siguiente:

Como maestro, estoy satisfecho con lo que soy y reconozco mi destino, Fluyo con él, aceptando a todos. No permito que lo aspectos pasajeros me engañen,
pues vivo con un sentido y un propósito más profundos.


Y me di cuenta que aunque estemos activos, haciendo cosas, trabajando, estudiando o lo que sea, debemos tener claros hacia donde vamos porque sin una meta el camino va a ser eterno.

Tweet This